Noticias

El Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (Insaforp) entregó, el miércoles 30 de septiembre de 2020, un reconocimiento al Director Ejecutivo de Fomilenio II, William Pleites por haber demostrado alta fidelidad en el compromiso de mejorar la calidad de la educación en el país a través del componente capital humano.

El gobierno de los Estados Unidos ha demostrado un férreo compromiso con el pueblo salvadoreño, que a través de los tres componentes del programa ha realizado acciones específicas ayudando a reducir la pobreza y llevando desarrollo económico a el salvador. Indiscutiblemente un socio confiable.

Todo el equipo humano que ha sido parte de este programa ha dejado en evidencia su incondicional disposición para promover el conocimiento técnico en jóvenes y que tengan mejores posibilidades de encontrar un empleo.

Ricardo Montenegro dijo que hoy es un buen momento para agradecer el aporte en la consecución de un consejo de coordinación de la educación técnica y formación profesional junto a los sectores productivos, que ha permitido establecer mecanismos de articulación en función de satisfacer las demandas de formación del recurso humano.

Añadió, “al mejorar la formación profesional encaminamos al país hacia el desarrollo, con lo que contribuimos a erradicar la exclusión y a generar posibilidades reales de empleabilidad”.

El aporte de Fomilenio II ha fortalecido la formación profesional y educación técnica, enalteciendo su valor y posicionándola como una alternativa eficaz y oportuna, de cara a las necesidades de los sectores productivos.

Con el apoyo con la dotación de equipo y maquinaria al sistema de formación profesional, se han logrado mejorar las competencias del recurso humano, que impactará en los procesos productivos.

Insaforp participó en en el WEBINAR coordinado por OIT/CINTERFOR: Formación profesional en la respuesta a la crisis y en las estrategias de recuperación y transformación productiva post COVID-19.


En el marco de la Nota Técnica, el Presidente de Insaforp, Ricardo Montenegro compartió cuatro grandes ideas:


• REINVENTAR LAS MODALIDADES DE EJECUCIÓN DE FORMACIÓN PROFESIONAL
• NUEVA OFERTA FORMATIVA PARA LA REACTIVACIÓN ECONÓMICA
• PRÁCTICAS Y COOPERACIÓN SUR – SUR / REDIFP
• RETOS Y OBEJTIVOS AL CORTO, MEDIANO Y LARGO PLAZO


El 90 por ciento de la oferta formativa es presencial, por ello se tuvo que reinventar las modalidades de ejecución de formación profesional a través de la utilización de herramientas de videoconferencias y plataforma LMS.


También, se realizó un proceso de transformación y cambio metodológico de la oferta formativa para dar continuidad a la ejecución.
Entre el trabajo que se desarrolló para implementar la nueva formación en competencias digitales se capacitó a Instructores y Facilitadores en competencias digitales, y nuestra plataforma, Insaforp Online, ha incrementado en un 35 por ciento de su ejecución.

Una dificultad que tiene El Salvador es el alto analfabetismo digital, señaló Ricardo Montenegro, Presidente de Insaforp.

Desde la cuarentena que se implementó en el país, Insaforp desarrolló un programa que sigue ejecutándose para las empresas sobre bioseguridad para la reactivación económica. Montenegro dijo que: “Aquí se les da las competencias a los colaboradores de las empresas para la prevención en sus lugares de trabajo y para implementarlas en sus hogares”.

Actualmente se han fortalecido las articulaciones con las Iglesias, alcaldías para llevarles la capacitación virtual.

Desde hace años, en nuestros programas existen las competencias blandas porque las empresas tienen la necesidad que sus colaboradores las tengan y en todos nuestros programas en línea las estamos fortaleciendo.
“Es importante para el Insaforp no solo fomentar y capacitar la formación, sino mantener la investigación y consulta con los sectores productivos y la población para verificar que la formación sea permanente y oportuna. Debemos estar seguro que lo que ofrecemos es lo pertinente”, enfatizó el presidente de Insaforp.

La nueva forma de educar en la formación presencial exige grupos más pequeños, hoy se trabaja con grupos de 10 personas cuando antes eran de 20, esto implicará aumentar costos.

 

Mi nombre es Eduardo de Jesús Ponce, soy profesor de inglés en el centro escolar Cantón El Salitre de Tejutla Chalatenango.

Durante la cuarentena por la pandemia del covid-19, a través de Facebook, me di cuenta que existían los cursos en línea de Insaforp.

Ingresé a su plataforma: www.insaforponline.org.sv dónde pude ver todos los cursos disponibles y me interesaron los programas de inglés.

A la fecha he participado en los cursos de Inglés Intermedio e Inglés Avanzado; a pesar de que soy profesor de inglés, decidí participar porque estoy consciente que uno siempre necesita actualizarse en su campo y estos cursos me han ayudado mucho para mejorar mi pronunciación.

Ante la pandemia, nos ha tocado impartir las clases en línea y al recibir estos cursos de forma virtual, también me han ayudado a conocer estrategias metodológicas de aprendizaje bajo esta modalidad y poder aplicarlas con mis alumnos.

Invito a todos a participar de estos cursos que son de forma virtual y no tienen costo para la población, y que además son de mucha ayuda para nosotros.

 

 

 

 

 

FOMILENIO II llevó a cabo el foro virtual “Comités Sectoriales: la apuesta de FOMILENIO II en la vinculación de la oferta y la demanda en educación técnica y formación profesional”, que tuvo como panelistas al Director Ejecutivo de FOMILENIO II, William Pleites; Luis Carlos Gómez, representante del comité sectorial de la industria del plástico; y Agustín Martínez, coordinador general de la Junta de Comités Sectoriales; además participaron el Presidente de Insaforp, Ricardo Montenegro y el Director Ejecutivo, Carlos Gómez.

El Consejo está conformado por el Presidente del Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (Insaforp), Ricardo Montenegro; el Ministerio de Educación (MINED), representado por la ministra Carla Hananía de Varela; y dos representantes de la Junta de Comités Sectoriales: Agustín Martínez y Antonio Arévalo, coordinador y secretario, respectivamente.

“En Insaforp en 27 años hemos dado la formación con base a la demanda de empresas. Además hemos sido pioneros en estudios de prospectiva que nos dan una oportunidad para visualizar la demanda a mediano y largo plazo. Esto permite hacer un uso eficiente de los recursos que provienen del sector privado”, señaló Ricardo Montenegro.

También destacó la importancia de mantener la vinculación entre las instituciones de educación superior y de formación profesional para satisfacer la demanda de los sectores productivos.

FOMILENIO II ha trabajado junto al sector privado para identificar necesidades de formación profesional presente y futura, para esto es importante la articulación entre las instituciones del Estado, entre ellas, Insaforp. Para realizar este trabajo, se han se han conformado nueve comités sectoriales, instancias de carácter privado integrados por gremiales, empresarios y representantes de las empresas del sector en particular: textil-confección; turismo; plástico; avícola; construcción; azúcar; café; conglomerado de micro, pequeñas y medianas empresas (MIPYMES) lideradas por mujeres; y Tecnologías de Información y Comunicación (TIC).

FOMILENIO II ha invertido $5.2 millones en apoyar a los sectores productivos, con actividades que incluyen la asistencia técnica para la institucionalización de los comités sectoriales, la creación de capacidades técnicas y provisión de equipamiento a los comités, y el desarrollo y fortalecimiento de espacios de diálogo (instancias de gobernanza).

Estos comités están agrupados en la Junta de Comités Sectoriales, que consolida las demandas de formación de los sectores productivos y las traslada al Consejo de Coordinación de la Educación Técnica y Formación Profesional, una instancia de diálogo público-privado en la que se toman las decisiones para la creación de planes de estudio que formen a las personas con las competencias requeridas por el mercado laboral.

Parte del legado de FOMILENIO II incluye el diseño y creación de un modelo de gobernanza que permita un trabajo articulado entre las instituciones rectoras de la educación técnica y la formación profesional en el país, con los sectores productivos que emplean fuerza laboral calificada.

Este trabajo permitirá, además, el reconocimiento de los aprendizajes que las personas adquieren a lo largo de la vida, el establecimiento de un lenguaje común a nivel nacional en materia de educación técnica y formación profesional, pero sobre todo, a elevar las condiciones de vida de la fuerza laboral salvadoreña.

 

 

    

El Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (Insaforp) y el Instituto Nacional de la Juventud (Injuve) firmaron, este martes 18 de agosto de 2020, un convenio interinstitucional de cooperación que tiene como objetivo promover el empleo en el marco de las políticas sectoriales de la juventud y la estrategia de gobierno joven.

El evento estuvo presidido en la mesa de honor por la Directora General del Injuve, Marcela Pineda Erazo; el Presidente de Insaforp, Ricardo Montenegro y por el Comisionado Presidencial para Proyectos de Desarrollo de la Juventud, Salvador Alas.

Esta firma tiene como objetivo definir las bases de colaboración entre las instituciones, para articular esfuerzos, capacidades y conocimientos, a fin de implementar acciones que promuevan la empleabilidad en el marco de las políticas sectoriales de juventud y está dirigido a jóvenes entre dieciséis y veintinueve años de edad.

Este convenio tendrá una duración de un año, tiempo que el Insaforp proveerá la capacitación mediante sus Centros de Formación Profesional, en donde se buscará la innovación como un eje transversal del proceso de formación técnica, a fin de que los jóvenes, puedan insertarse productivamente al mercado laboral, mediante su primer empleo, o a través, de emprendimientos productivos. También apoyará en la elaboración y transferencia de la metodología para la realización de diagnósticos de necesidades de capacitaciones y cursos orientados a oportunidades de negocios y empleo.

Desde el año 2015, ambas instituciones han firmado convenios para la implementación de acciones en beneficio de la juventud salvadoreña.

Desde el año 2017 al 2019, se capacitaron a un total de 3 mil 818 jóvenes, en donde el 70 por ciento fueron mujeres, con una inversión superior a los 500 mil dólares.

Los jóvenes beneficiados se capacitaron en cursos tales como: Diseño de páginas y sitios web; Electricista de cuarta categoría; Esculpir y decorar uñas; Herramientas informáticas para el diseño gráfico (incluye coreldraw, adobe, indesing, adobe photoshop & adobe illustrator); Instalación de cielo falso y tabla roca; Reparación y actualización de teléfonos celulares; Instalaciones eléctricas residenciales, entre otros.

 

 

El Insaforp realizó, el martes 28 de julio de 2020, una reunión virtual con representantes de diferentes centros de formación que ejecutan programas para jóvenes y población en condiciones de vulnerabilidad. El objetivo del encuentro era presentar propuestas para la ejecución de cursos usando herramientas tecnológicas para formación inicial estableciendo una cultura de formación virtual y desarrollando capacidades en los participantes que les permitan desenvolverse en la nueva realidad generada por el COVID-19.

La crisis sanitaria ha impactado en todos los actores del Sistema de Formación Profesional, debido a que en la actualidad la formación presencial se ha suspendido en su totalidad, por ello Insaforp realiza acciones para la formación a empresas en protocolos de seguridad y salud ocupacional y ha fortalecido la formación en línea.

Las modalidades de formación que se plantean en los posibles escenarios son con el uso de herramientas tecnológicas en b-learning, e-learning, el establecimiento de la formación presencial con distanciamiento social y presencial cuando las autoridades de Salud así lo establezcan.

El Insaforp ha realizado consultas a especialistas, reuniones con homólogos, aliados, proveedores con el fin de evaluar propuestas para la continuidad de la formación inicial.

Además, en las reuniones virtuales que se están realizando se ha dado a conocer el nivel de avance del Protocolo de Bioseguridad que se está elaborando en coordinación con los centros de formación, para su implementación en el retorno a la formación presencial de los programas Empresa Centro, Caminos de la Juventud, Hábil Técnico Permanente, Proyecto para Atención de Migrantes y los Proyectos Especiales.

     

 

 

Página 8 de 48