INSAFORP impartió curso de camarista

“Yo saqué el bachillerato en hostelería y turismo y con este curso de camarista vengo a complementar mis conocimientos”, aseguró Karina Arias, participante del curso de Camarista apoyado por el Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (INSAFORP), a través del Comité de Proyección Social El Salvador.

“Estamos aprendiendo mucho aquí y quiero trabajar en esta área”, agregó la joven aspirante a ser camarista. La camarista o el camarista es responsable de la limpieza de las habitaciones y entre sus principales aptitudes están: un gusto personal por la limpieza, honradez, disciplina, puntualidad y buena presentación personal.

Para Adriana Lobato, Instructora del curso, la camarista debe realizar el aseo a profundidad y con esmero, cambiar sábanas y fundas, cambiar vasos usados, cerrar cortinas, limpiar ceniceros y basurero, cambiar toallas usadas, secar lavamanos y área de regadera, secar la tina, prender las lámparas de noche, dejar cortesía (flores, fruta, dulces, tarjeta u otros) y  reponer suministros que se encuentren consumidos a más del 50 por ciento.

“Al finalizar el curso, los 20 jóvenes identificarán los procedimientos y elementos básicos para mantener una habitación higiénicamente limpia y ordenada”, comentó la Instructora.

Jorge Alberto Martínez tiene 54 años de edad y 35 años de ser chef. A su edad, él tiene la convicción que para aprender nunca es tarde.

“Yo trabajo como chef en el Rancho Tupán. Mis estudios de chef los hice en el exterior, pero este curso para mi es importante, ya que me estoy actualizando y veo la importancia de mejorar mi experiencia”.

Esta capacitación tuvo una duración de 80 horas, desarrollada del 8 al 31 de julio de 2014, en el marco del Programa Hábil Técnico Permanente impulsado por el INSAFORP, el cual tiene como objetivo contribuir a mejorar las condiciones de vida de la población beneficiaria mediante el desarrollo de competencias laborales orientadas a su inserción productiva.