Erradicando el trabajo infantil en Juayúa

En el Marco del Convenio “Erradicación del Trabajo Infantil en El Salvador a través del empoderamiento económico y la inclusión social”, firmado entre la Organización Internacional del Trabajo OIT y el Instituto  Salvadoreño De Formación Profesional (INSAFORP) en 2012, se realizó la clausura de 8 cursos de capacitación en Juayúa, del departamento de Sonsonate, el 14 de marzo de 2014.

El objetivo que se persigue es mejorar las capacidades de generación de ingresos, empleabilidad y desarrollo de iniciativas productivas emprendedoras.

Estas acciones formativas en panadería, corte y confección, gastronomía, cosmetología y cocina internacional fueron dirigidas a 94 mujeres, cuyos hijos se encuentran en situación de trabajo infantil. 

Para Zoila Méndez, esta oportunidad es importante para cambiar el futuro de su familia.

“Yo estoy contenta porque otra oportunidad no se va a dar en la vida y las mujeres debemos poner en práctica para que esto no se nos olvide. Todas queremos darle las gracias a OIT e INSAFORP por toda esta ayuda”, dijo.

Por su parte, Jesús de la Peña, coordinador subregional de Centroamérica y República Dominicana de la OIT, dijo: “Ustedes mujeres que son pilar fundamental para sus familias, hijos y esposos; ustedes que han hecho una apuesta en convertirse en mujeres que generan ingresos quiero felicitarlas por el esfuerzo y esperamos que estén en el camino de cambiar sus vidas”.

“Recuerden que en la medida que sus hijos no tengan formación o educación será muy difícil que tengan trabajo y superación cuando sean adultos. Es con su esfuerzo que estamos erradicando el trabajo infantil para que ellos vuelvan a la escuela, a círculos de alfabetización y así romper con este vicio”, agregó.


El Gerente de Investigación y Estudios de la Formación Profesional del INSAFORP, Lic. Roberto Ponce, dijo que la Formación Profesional se debe entender en el marco de las estrategias de desarrollo social y económico, en ese contexto es importante ratificar el compromiso con los jóvenes, mujeres y población en condiciones de vulnerabilidad de El Salvador.

Para el INSAFORP, el objetivo es satisfacer las necesidades de recursos humanos calificados que requiere el desarrollo económico y social del país y propiciar el mejoramiento de las condiciones de vida del trabajador y su grupo familiar.

Con la ejecución de este proyecto, el INSAFORP y la OIT están iniciando un proceso significativo, cuyo resultado se verá reflejado no solamente en el apoyo a la inserción laboral y productiva, sino contribuir a la erradicación del trabajo infantil en El Salvador, mejorando las condiciones económicas de los hogares y de esta forma retirar a los niños y jóvenes del trabajo peligroso.

El proyecto se desarrolla en 15 municipios, los cuales tienen altos índices de este flagelo. Los municipios beneficiados son los  siguientes: Juayúa, Jujutla, Tacuba, Izalco, San Luis La Herradura, Tecoluca, Santiago Nonualco, Jiquílisco, San Francisco Menéndez y Santiago de María.