INSAFORP entrega reconocimiento a Beto Brunn en cierre de Programa para Mejorar el Acceso al Empleo

El Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (INSAFORP) participó en el Evento de Cierre y Presentación de Resultados del Programa de USAID, "Para Mejorar el Acceso al Empleo".

La ceremonia contó con la presencia de la Embajadora de los Estados Unidos, Mari Carmen Aponte; el Director de USAID/El Salvador, Kirk Dahlgren; el Ministro de Trabajo y Previsión Social, Humberto Centeno; el Presidente del Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (INSAFORP), Lic. Ricardo Montenegro; el Primer Vicepresidente de la Cámara de Comercio e Industria de El Salvador, Javier Steiner y representantes de empresas y organizaciones aliadas, y beneficiarios del programa.

Durante la actividad, el Presidente del INSAFORP entregó un reconocimiento al Director del Programa, Beto Brunn, por su valioso aporte a los programas de formación profesional desarrollados por el INSAFORP.

El Programa de USAID para Mejorar el Acceso al Empleo fue lanzado en 2009 con el objetivo explícito de mejorar el funcionamiento del mercado laboral salvadoreño, para que éste sea capaz de satisfacer y equiparar la oferta de trabajadores capacitados con las demandas del sector privado. El programa ha sido un componente clave del Asocio para el Crecimiento, firmado entre los gobiernos de Estados Unidos y El Salvador en 2011.

Entre las muchas iniciativas realizadas se encuentran “Jóvenes Comprometidos – Yo Hago La Diferencia”, que se enfocó en la inserción laboral de jóvenes en riesgo, en el cual el INSAFORP capacitó a muchos jóvenes.

Los componentes del programa se basaron en las alianzas con el sector privado, la promoción de habilidades ocupacionales y certificación de competencias laborales, el fortalecimiento de los mecanismos de orientación y colocación de carrera y el mejoramiento del sistema de información del mercado laboral.

A través de alianzas, el programa construyó relaciones sostenibles con instituciones del gobierno, la empresa privada, instituciones educativas y organizaciones no gubernamentales para capacitar, certificar y emplear a jóvenes; mejorar y actualizar la currícula de formación; capacitar a capacitadores y orientadores vocacionales, y desarrollar estrategias novedosas e innovadoras en el campo de la inserción laboral. Estas alianzas permitirán la continuidad de los proyectos iniciados por el programa de USAID.